El éxito en las CTO reduce la isquemia residual local y a distancia

Gentileza del Dr. Carlos Fava.

La presencia de la Oclusión Crónica Total (CTO) es de alrededor del 30%, tomándose como umbral isquémico entre el 10% y el 12.5% para justificar su recanalización. Utilizando los nuevos dispositivos, guías y la mayor experiencia de los operadores,  estas últimas son exitosas en el 10% – 30% de los casos.

El éxito en las CTO reduce la isquemia residual local y a distancia

En numerosas ocasiones no se intenta tratarlas debido a que se duda de su verdadero beneficio. En ese sentido, no está claro cuál es la indicación adecuada para estos pacientes.

 

El presente estudio prospectivo incluyó 69 pacientes a los que se les realizó una angioplastia coronaria (ATC) exitosa de una CTO. Los individuos recibieron pre-procedimiento y a las 12 semanas una RMN con gadolinio. Además se les realizó una tomografía con emisión de positrones (PET) para evaluar -por un lado- el flujo miocárdico absoluto (FMA) en reposo y con esfuerzo y –por otro- la recuperación de la función ventricular.

 

La edad media fue de 63 años (la mayoría hombres); BMI 27.5 km/m2; HTA 34 pacientes; DLP 28; DBT 11; DLP 28; TBQ 22. La presentación clínica fue: angina crónica estable 41, disnea 16 e isquemia silente 12.


Lea también: “Las angioplastias exitosas en pacientes mayores con oclusiones crónicas totales disminuyen la mortalidad”.


En 59 pacientes se realizó una ATC sobre la CTO de modo exclusivo y en las 10 restantes se la asoció a otro vaso (la lesión no fue CTO).

 

En la tomografía con emisión de positrones luego de la ATC se observó un incremento, sobre todo si se lo compara con el basal, local y remoto en el stress del FMA (1.22±0.36 a 2.40±0.90 mL.min-1.g-1 p<0.001 y 2.58±0.68 a 2.77±0.77 mL.min-1.g-1 p=0.01).

 

Hubo un incremento de la relación entre el FMA en la CTO y el área remota entre el basal y a 12 semanas (0.49±0.13 vs. 0.87±0.24 p<0.001), habiendo además una reducción en el tamaño del defecto del área de la CTO luego del procedimiento (5.12±1.69 a 1.91±1.75 p<0.01).


Lea también: “¿Es útil el acceso radial en las oclusiones totales crónicas?”.


Hubo un incremento significativo de la fracción de eyección en el seguimiento (46.4±11 vs. 47.5±11.4 p=0.01).

 

Conclusión

La gran mayoría de los pacientes que tenían una oclusión crónica total con isquemia y viabilidad documentada muestran una mejoría significativa en el stress del FMA y una reducción de la isquemia luego de una ATC exitosa con mínimo efecto sobre la fracción de eyección.

 

Comentario

En este análisis la ATC exitosa de una oclusión crónica total en los pacientes estables mejora la perfusión con una mínima mejoría en la función ventricular.

 

Es difícil analizar si se disminuyen eventos duros como la mortalidad o el IAM, dado que se trata de pacientes estables. Se requieren muchos años de seguimiento para saber cuál es el verdadero beneficio, ya que posiblemente haya muchos factores contradictorios.

 

Lo más importante es saber si mejoramos su calidad de vida. Si logramos disminuir la necesidad de tratamiento farmacológico y la cantidad de internaciones, por consiguiente también estaremos reduciendo los gastos en el sistema de salud.

 

Gentileza del Dr. Carlos Fava.

 

Título Original: Effect of succesful percutaneous coronary intervention of chronic total occlusion on myocardial perfusión and left ventricular function.

Referencia: Wijnand J. Stuijfzand et al. EuroIntervention 2017;13:345-354.


¿Le gustaría recibir un resumen semanal con los más recientes artículos científicos?








Su opinión nos interesa. Puede dejar su comentario, reflexión, pregunta o lo que desee aquí abajo. Será más que bienvenido.

*

Top