Cigarrillos electrónicos: no hay evidencia definitiva sobre su potencial efecto cardiovascular, pero algunos sugieren prudencia

Los cigarrillos electrónicos podrían traer riesgos cardíacos según una nueva revisión que será próximamente publicada en J Am Coll Cardiol. La evidencia no es en absoluto definitiva sobre el potencial daño, pero algunos expertos sugieren prudencia en su uso hasta que surja evidencia más contundente.

Enfermedad pulmonar y cigarrillos electrónicos: Nuevos dispositivos con nuevas enfermedadesLos cigarrillos electrónicos han sido promocionados como una alternativa saludable al cigarrillo tradicional ayudando a abandonar el hábito tabáquico, pero últimamente ha surgido alguna evidencia de que podrían tener efectos cardiovasculares adversos.

 

Dichos efectos involucran la función endotelial, la rigidez vascular, la vasoconstricción, la frecuencia cardíaca, la presión arterial, la inflamación, el stress oxidativo y la función plaquetaria (efectos que ya han sido vistos con los cigarrillos electrónicos). Es una creencia ampliamente difundida de que los cigarrillos electrónicos son seguros (tanto en el riesgo cardiovascular como de cáncer) pero la realidad es que no han sido estudiados lo suficiente. Incluso se podría decir que no hay evidencia contundente que confirme que ayudan a abandonar el cigarrillo convencional.


Lea también: Varias características definen un cuello hostil en aneurisma de aorta abdominal pero una marca toda la diferencia.


Solo podrían ser considerados como una herramienta más para ayudar a abandonar el hábito tabáquico.

 

Los cigarrillos electrónicos tienen un gran potencial para la salud pública si ayudan a los fumadores a abandonar los cigarrillos convencionales. Sin embargo, este potencial debe ser contrabalanceado con los riesgos a largo plazo que hoy todavía desconocemos.

 

Se realizó una revisión de la literatura sobre 14 trabajos (todos ellos realizados en países desarrollados) que sugieren el posible daño y para colmo están disponibles en la mayoría de los países sin ningún tipo de regulación.


Lea también: Cobertura precoz de los struts y su implicancia en la doble antiagregación.


Es nuestra responsabilidad informar a nuestros pacientes que los cigarrillos electrónicos tienen químicos que hoy no sabemos qué efectos tienen a largo plazo. Para aquellos que actualmente fuman tal vez sea el mal menor pero es importante remarcar que aún no hay suficiente evidencia para estar seguros.

 

Título original: 2018 ACC expert consensus decision pathway on tobacco cessation treatment.

Referencia: Barua RS et al. J Am Coll Cardiol. 2018; Epub ahead of print.


¿Le gustaría recibir un resumen semanal con los más recientes artículos científicos?








Su opinión nos interesa. Puede dejar su comentario, reflexión, pregunta o lo que desee aquí abajo. Será más que bienvenido.

*

Top