Un dolor de cabeza para los cardiólogos: Isquemia con enfermedad NO obstructiva.

El tratamiento de los pacientes con isquemia inducible en estudios funcionales y enfermedad coronaria no obstructiva (INOCA) es complejo y muchas veces frustrante.

Isquemia con enfermedad NO obstructiva.

La naturaleza multifactorial de la enfermedad, sumada a la compleja relación fisiopatológica entre angina e isquemia hacen que estos pacientes sean un verdadero dolor de cabeza para los cardiólogos.

El estudio CIAO-ISCHEMIA fue recientemente publicado en Circulation y se diseñó para describir la historia natural de los síntomas y la isquemia en pacientes con INOCA.

Los pacientes incluidos en este trabajo tienen la particularidad de haber sido excluidos de la randomización del ISCHEMIA por no cumplir el criterio de enfermedad coronaria obstructiva.

Todos presentaban angina y anormalidad de la motilidad parietal inducibles con el estrés. El laboratorio de ecocardiografía fue ciego a los síntomas y la presencia de enfermedad coronaria.

El tratamiento farmacológico quedó a criterio de los médicos tratantes. El punto final primario del estudio fue la correlación entre los cambios en la frecuencia de la angina y los cambios en el ecocardiograma estrés. Se analizaron los predictores a un año de los cambios en los síntomas y la isquemia. Además, estos pacientes se compararon con aquellos incluidos en el ISCHEMIA (solamente se diferenciaron en la presencia de enfermedad obstructiva).


Lea también: Síntomas persistentes post COVID-19: mucho más frecuentes de lo que creíamos.


Los pacientes con INOCA incluidos en el CIAO fueron mucho más frecuentemente mujeres (66% vs 26%) que los del ISCHEMIA con enfermedad obstructiva (p<0.001). A pesar de lo anterior, la magnitud de la isquemia resultó similar entre ambas cohortes (media de 4 segmentos isquémicos).

Los síntomas (angina) no se correlacionaron con la isquemia en los pacientes incluidos en el CIAO, pero tampoco se correlacionaron en aquellos incluidos en el ISCHEMIA.

Luego de un año de tratamiento se logró normalizar el resultado del ecocardiograma estrés en la mitad de los pacientes del CIAO, mientras un cuarto continuó con isquemia inducible de grado moderado o severo (> de 3 segmentos). La angina mejoró casi en la mitad de los pacientes (43%) pero no necesariamente en los mismos que mejoró la isquemia. De hecho, no hubo ninguna correlación.


Lea también: AAS vs DAPT post TAVI: meta-análisis de estudios randomizados.


Son estas inconsistencias entres síntomas y signos las que hacen que sea tan desafiante tratar a los pacientes con INOCA.

Conclusión

El tratamiento mejoró la isquemia y la angina en los pacientes con INOCA, aunque no se observó correlación entre ambas. Los montos de isquemia inducible resultaron similares entre la cohorte del CIAO (que no presentaba lesiones obstructivas), y la del ISCHEMIA (que si las presentaba).

Título original: Natural History of Patients with Ischemia and No Obstructive Coronary Artery Disease: The CIAO-ISCHEMIA Study.

Referencia: Harmony R. Reynolds et al. Circulation. 2021 Jun 1. Online ahead of print. doi: 10.1161/CIRCULATIONAHA.120.046791. 


¿Le gustaría recibir un resumen semanal con los más recientes artículos científicos?

*

Top