El tratamiento con MitraClip de ambas válvulas A-V mejora la calidad de vida

Gentileza del Dr. Carlos Fava.

Se ha demostrado que la insuficiencia tricuspídea (IT) significativa es un predictor independiente de mala evolución en la presencia de enfermedad valvular izquierda. Su prevalencia no es baja, llegando al 50% en los que reciben cirugía por insuficiencia mitral (IM).

Se incluyeron 61 pacientes con IT e IM significativa. 27 de ellos recibieron tratamiento percutáneo con Mitraclip en la válvula mitral y tricuspídea (MC MT) y 34 solo en la válvula mitral (MC M).

 

No hubo diferencias en los grupos. La edad media fue de 80 años y todos estaban en clase funcional III-IV. La fracción de eyección fue del 44% en los que recibieron MC MT y el 35% en MC M (p=0.41). La fibrilación auricular fue del 89%. El EuroSCORE II fue de 8.6% y el STS predictor de mortalidad para reparación mitral fue de 4.7%.


Lea también: Insuficiencia tricuspídea: el MitraClip mejora la sobrevida.


Se implantaron 41 clips en posición mitral (1 solo clip en el 48% y 2 clips en el 52%) y 44 clips en posición tricuspídea (1 clip en el 52%, 2 clips en 37% y 3 clips en el 11%). Hubo una reducción significativa en ambas válvulas del orificio efectivo regurgitante.

 

En la RMN del grupo que se trataron ambas válvulas hubo una mejoría efectiva en el ventrículo derecho e izquierdo en el volumen minuto y el índice cardíaco.

 

En el seguimiento a 30 días los que recibieron MC MT presentaron una mejor clase funcional, una disminución mayor en los niveles del NT-proBNP y mayor distancia en la caminata de los 6 minutos comparada con los que recibieron tratamiento solo MC M.


Lea también: Infartos durante la copa del mundo, un viejo artículo que vale la pena recordar.


En el seguimiento a 18 meses también presentaron una menor tasa de re-hospitalización por insuficiencia cardíaca, aunque la mortalidad fue similar en ambos grupos.

 

Conclusión

El tratamiento con MC MT parece ser superior al MC M en los pacientes que presentan insuficiencia significativa mitral y tricuspídea en la mejoría del volumen minuto y la clase funcional en la etapa temprana de la intervención, y una mejoría clínica a los 18 meses de seguimiento.  

 

Comentario

Este análisis nos muestra que es no solo factible y seguro realizar tratamiento percutáneo de ambas válvulas, sino que, además, nos otorga un beneficio clínico muy importante en el corto plazo y en el seguimiento.

 

Es importante reconocer que tiene una curva de aprendizaje lenta, ya que ahora no solo debemos conocer en detalle a la válvula mitral sino también a la tricúspide, lo cual ha generado un nuevo desafío para los especialistas en ecocardiografía y los cardiólogos intervencionistas.

 

Gentileza del Dr. Carlos Fava.

 

Título original: Combined Mitral and Tricuspid Versus Isolated Mitral Valve trancatheter Edge-To-Edge Repair in Patients With Symptomatic Valve Regurgitation at High Surgical Risk.

Referencia: Christian Besler, et al J Am Coll Cardiol Intv 2018;11:1142-51


¿Le gustaría recibir un resumen semanal con los más recientes artículos científicos?








Su opinión nos interesa. Puede dejar su comentario, reflexión, pregunta o lo que desee aquí abajo. Será más que bienvenido.

*

Top